jueves, 18 de agosto de 2016

Nehemías 1 - Primera oración de Nehemías



Hoy vamos a iniciar el estudio del libro de Nehemías. Como digo en otras ocasiones, usaré la versión de la Biblia Reina Valera Antigua, ya que es de Dominio Público. Puedes tomar tu Biblia e ir siguiéndolo en tu versión.

En este libro encontramos principios prácticos para llevar la obra de Dios enfrentando oposición.

El lema de este libro bien podría ser: Si no eres activo en la obra de Dios, comprueba que tu fe no esté muerta, porque debe haber siempre un equilibrio entre fe y obra.

Whitcomb dice de este libro y de Nehemías:

"Ninguna otra porción del Antiguo Testamento, nos provee de un incentivo mayor para lograr, un celo verdadero, consagrado y lleno de ciencia por la obra de Dios como el libro de Nehemías. El ejemplo que nos da de la pasión que sentía este gran hombre por la verdad expresada en la Palabra de Dios, cualquiera que fuera el costo o las consecuencias, es un ejemplo que necesitamos enormemente en esta era presente". 


Nehemías significa Jehová consuela, Jehová reconforta y quiero decirte, que Dios quiere confortarte y consolarte en medio de las dificultades que vives en el servicio a Él.


Se solapan en el tiempo algunos pasajes de Esdras y las profecías de Malaquías.

Muy posiblemente Nehemías, que escribe en primera persona e incluye documentos de estado, escribió aproximadamente en el año  430 aC. durante el reinado de Artajerjes. Había pasado 94 años aproximadamente desde el edicto de Ciro y el primer retorno y 13 años del segundo. Esto es importante, pues aunque no son fechas aproximadas nos indicará "el grado de dejadez" del pueblo".

Nicholas Murray Butler dijo:

"Hay tres tipos de personas: las que no saben qué es lo que está sucediendo, las que están pendientes de lo que está sucediendo, las que hacen que las cosas sucedan".


Nehemías muy claramente es el tipo de persona numero tres, que hace que las cosas sucedan. Pero la pregunta es ¿a qué tipo pertenezco yo?.

El libro trata acerca de los muros y de la obra diaria, dándonos un ejemplo de pasión, fuera cual fuera el costo o las consecuencias.


Este estudio anhela incentivar en ti un celo por la obra de Dios, por servirle.

Club de lectura - Apocalipsis capítulo 11

11 Y ME fué dada una caña semejante á una vara, y se me dijo: Levántate, y mide el templo de Dios, y el altar, y á los que adoran en él.
Y echa fuera el patio que está fuera del templo, y no lo midas, porque es dado á los Gentiles; y hollarán la ciudad santa cuarenta y dos meses.