martes, 14 de junio de 2016

Club de lectura - 1 Tesalonicenses 3


POR lo cual, no pudiendo esperar más, acordamos quedarnos solos en Atenas,
Y enviamos á Timoteo, nuestro hermano, y ministro de Dios, y colaborador nuestro en el evangelio de Cristo, á confirmaros y exhortaros en vuestra fe,